Kiko, jugador del Primer Equipo: “Todos los partidos son duros y no hay rivales fáciles”

Kiko, jugador del Primer Equipo: “Todos los partidos son duros y no hay rivales fáciles”

La pasión por el fútbol corre por la sangre de Kiko. Con sólo 22 años es un ejemplo de pundonor y profesionalidad. Domingo tras domingo es sin duda uno de los más destacados del conjunto de Miguel Ángel. 

Le hemos entrevistado para conocerle un poco más: 

¿Quién es Kiko?
Kiko es un chico de 22 años que su pasión es el fútbol. Como persona, es sociable, gracioso, buena persona y sobre todo empático.

 

¿Por qué decidiste meterte en el mundo del fútbol?
Todo empezó en el 2002 cuando formamos un equipo de fútbol sala del colegio. Con cuatro años ya echábamos partidos y el entrenador era el que nos recogía en el colegio y nos llevaba al campo. La decisión de mis padres al apuntarme a ese equipo creo que fue acertada ya que gracias a eso descubrí mi pasión.

 

¿Qué tipo de jugador eres?
Me defino como un jugador rápido que siempre busca el balón al espacio, tengo buen juego de cara y diría que soy más asistente que goleador y a pesar de mi altura reconozco que el juego aéreo no es mi virtud.

 

¿Ha cambiado mucho al Kiko de años atrás?
Sí, sin duda el llegar a un equipo donde el entrenador confía en ti hace que ganes autoestima y confianza en uno mismo. Yo antes no me atrevía a hacer cosas que hago ahora, como por ejemplo no iba tanto al choque, daba muchos balones por perdido, sin embargo ahora nunca doy un balón por perdido y me encanta chocar con el rival.

 

¿Cuál ha sido tu trayectoria deportiva?
De los 4 a los 6 jugué al fútbol sala en el equipo del colegio y desde los 6 hasta los 20 jugué en los Yebenes San Bruno y desde los 20 hasta los 22 que tengo ahora juego en el Atlético Cañada.

 

¿Cuál es la etapa que mejor recuerdas?
Sin duda este último año y medio ya que he contado con muchos minutos y he marcado muchos más goles de los que venía haciendo anteriormente.

 

¿Has aprendido algo en los terrenos de juego que te haya servido para tu vida?
Si, he aprendido muchas cosas como: el compañerismo, trabajo en equipo, que lo que pasa en el terreno de juego se tiene que quedar ahí, disciplina, a asumir un rol y los años en los que jugaba poco aprendí a darlo todo en el campo a pesar de los pocos minutos que jugaba.

 

¿Qué te ha dado el Atlético Cañada?
Para mi lo mas importante que me ha aportado el club ha sido el poder confiar en mí mismo y creerme que si quiero, puedo conseguirlo.

 

¿Cómo ves al Primer Equipo?
Antes del parón por el COVID-19 estabamos imparables, hemos conseguido crear un grupo de jugadores que todos remamos en la misma dirección y eso es gracias al compañerismo que hay si a alguien le pasa algo estamos el resto para ayudarle. Esto es gracias al gran cuerpo técnico que tenemos.

 

¿Qué ha cambiado respecto a la anterior temporada?
Somos un equipo más joven que el año pasado ya que vienen muchos de los juveniles del Trival. Esa juventud es la que nos da el hambre de ganar y no dar nunca nada por perdido.

 

¿Cómo afrontais esta segunda parte de la temporada?
Si no se hubiera producido este parón,  estoy al 100% seguro que estaríamos los primeros clasificados ya que estábamos en un momento de forma increíble.

 

¿Cuáles serán los partidos más duros?
Todos los partidos son duros, no hay rivales fáciles. Simplemente tenemos que ganarlo todo para conseguir nuestro objetivo, que es ascender. 

 

¿Sueñas con el ascenso?
Si, estoy muy seguro de que este año es el bueno.

 

Entonces…tendrás que hacer alguna promesa, ¿qué hará Kiko sí se consigue el ansiado ascenso?
Teñirme el pelo del color que elijas ajjajaja.

 

¿Con qué partido de esta temporada te quedas?
Con el del Móstoles ya que empezamos perdiendo 2-0 y al final le dimos la vuelta al partido, trabajamos muy duro ese partido y fue muy gratificante a nivel personal ya que consegui 2 goles.

 

¿Y gol?
Me quedo sin duda con el que marqué contra el San Pedro de Humanes. Fue en el minuto 90 y fue una carrera desde el centro del campo con el balón hasta poder hacer gol, cuando el empate de ellos estaba cerca.

 

¿Qué aspiraciones tienes?
Mejorar cada día porque siempre hay algo que mejorar.

 

¿Qué consejos darías a los chicos que empiezan a jugar ahora al fútbol?
Que se diviertan y aprendan lo máximo posible

 

De los entrenadores que has tenido, ¿hay alguno del que guardes especial recuerdo?
Javi, un entrenador que tuve en los Yébenes, le guardo especial cariño.

 

¿Y compañero?
Agus y Marcos.

 

Además del fútbol, ¿qué otras cosas haces?
Estudio magisterio de primaria, soy entrenador del Prebenjamín “A” de los Yébenes, segundo entrenador del Alevín “A” y Juvenil “C” del mismo club.

 

¿Y dónde te ves dentro de diez años?
Con mi familia ya formada, trabajando de profesor de Educación Física y jugando al fútbol si el físico me lo permite.  

Comparte
Facebook
Twitter
Instagram